Opinión de Bernardo Barranco V. en La Jornada; «El nuncio Christophe Pierre».

…(…)…Su retiro de México es oportuno. La confrontación con el cardenal Rivera se convierte en un factor delicado, máxime cuando éste está a las puertas del retiro y las aguas se agitan por la codiciada arquidiócesis metropolitana. Después de nueve años en el país, el nuncio se había convertido en un actor gravitante y en un factor de poder. Un contrapeso natural entre las disputas de los obispos mexicanos. Su mayor mérito es haber guardado un bajo perfil mediático y evitar opacar o competir con los liderazgos tradicionales ni con las representaciones institucionales de la CEM…(…)…

La Jornada.unam.mx

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.